Centro de Tecnología McLaren

Woking, (Reino Unido)
1998 - 2004

El Grupo McLaren está integrado por diversas empresas de alta tecnología dedicadas al diseño y desarrollo de coches de Fórmula Uno, vehículos de carretera de alto rendimiento, sistemas electrónicos y materiales compuestos. Desde que McLaren empezó a competir en la Fórmula Uno en 1966, se ha forjado una reputación internacional como uno de los equipos de mayor éxito en la historia de este deporte. El Centro de Tecnología alberga la sede del grupo y está concebido para reflejar la experiencia de la empresa en los campos del diseño y la ingeniería. Engloba estudios de diseño, laboratorios e instalaciones para pruebas y producción tanto de vehículos de Fórmula Uno como de deportivos de alto rendimiento. Visto en planta, el edificio dibuja una forma semicircular. El círculo lo completa un lago, que forma parte del sistema de refrigeración de las instalaciones. La cubierta en voladizo proporciona sombra a la fachada que da al lago, compuesta por una pared continua y curva de vidrio y desarrollada, en parte, aplicando la experiencia tecnológica propia de McLaren. En el interior, la circulación del edificio se organiza alrededor de «calles» lineales de doble altura que articulan unas «franjas» de espacios flexibles. Estos albergan las zonas de producción y almacenamiento de piezas en los niveles inferiores, y los estudios de diseño, las oficinas y las salas de reuniones en los superiores disfrutando de iluminación cenital natural. Justo detrás de la fachada se abre un amplio «bulevar» que conduce a las zonas de recepción y al restaurante del personal, ambos con vistas al lago. Entre otras instalaciones sociales, destacan una piscina y un gimnasio. El nuevo Centro de Producción, situado justo al sudoeste del Centro de Tecnología, ha permitido a McLaren Automotive aumentar su capacidad de producción y presentar una nueva gama de vehículos de carretera, cuyo primer resultado ha sido el MP4-12C, con 600 caballos de potencia. Pese a disponer de 32.000 m2 de superficie disponible repartidos en dos plantas, el edificio se integra con discreción en el paisaje, en un intento por minimizar su presencia física. Conecta con el Centro de Tecnología a través de un pasillo subterráneo flanqueado por espacios de exposición interactiva. Un edificio independiente situado a la entrada del complejo acoge un Centro de Visitantes con instalaciones educativas. Esta estructura de dos plantas también está soterrada y contiene un espacio expositivo y una sala de conferencias. Aloja un espacio de exposiciones y el acceso se efectúa a través de un nexo subterráneo que incluye una muestra permanente de los coches históricos de carreras y de carretera de McLaren.


La estructura principal del edificio contiene más de 5000 toneladas y capacidad suficiente para albergar nueve aviones Jumbo Boeing 747. Ofrece 57.000 metros cuadrados de espacio de oficinas y acogerá a la mayor parte de los miembros del grupo McLaren bajo un mismo techo. La estructura mínima de los cerramientos de vidrio de la fachada es fruto de una estrecha colaboración entre Foster and Partners, Schüco International y los propios ingenieros de McLaren, e incorpora tecnologías de ingeniería aeroespacial y de Fórmula Uno. La cargas por viento son absorbidas por unas «palas eólicas» de aluminio cortadas por ordenador de 12 metros de largo, conectadas a los pilares por un collarín de aluminio mecanizado. Soportan las cargas verticales unos tirantes elípticos, de acero inoxidable, de 5 milímetros, los mismos tirantes que se utilizan para sostener la carrocería del coche de carreras de Fórmula Uno del equipo McLaren Mercedes. Estos tirantes forman un armazón del que cuelgan 40 toneladas de vidrio estratificado prácticamente sin ningún soporte visible. El vidrio está suspendido de la cubierta y cada uno de los soportes de acero inoxidable pulido aguanta 2,4 toneladas de vidrio. El diseño aerodinámico de la pala eólica se inspira en los puntales que soportaban el alerón trasero del deportivo McLaren F1 que se hizo con la victoria en las 24 Horas de Le Mans en 1995. Un edificio independiente situado a la entrada del complejo acoge un Centro de Visitas y de Aprendizaje con instalaciones educativas. Esta estructura de dos plantas está soterrada y se ha diseñado para que la intervención en el paisaje sea mínima. Su único elemento visible desde el exterior es un anillo de lucernarios de vidrio que asoman a través de un montículo recubierto de hierba. La cubierta se apoya, bajo el peso de varias toneladas de tierra, en nervaduras macizas de acero que crean el espectacular techo cónico del centro de exposiciones situado en el nivel inferior. El Centro de Visitas y de Aprendizaje alberga asimismo un salón de actos con 250 butacas y varias aulas y está conectado con el Centro de Tecnología por un edificio subterráneo que acoge una muestra permanente sobre la historia y la expansión de McLaren. El Centro de Tecnología McLaren planteaba el reto de alojar con delicadeza un edificio tan grande como el aeropuerto de Stansted en un emplazamiento situado en un cinturón verde. Los 63.000 m2 de superficie útil necesaria tenían que alojarse en una planta de 20.000 m2 —la extensión de las granjas que se encontraban en el emplazamiento— y una limitación de altura de 10 m sobre el nivel del mar. Había que respetar una restricción urbanística: altura máxima del edificio +31,00. La solución fue un edificio bajo, de planta profunda y soterrado en el paisaje, protegido de las vistas con una plantación de 100.000 árboles jóvenes.

Location: http://maps.google.com/maps?ll=51.34692,-0.54800
Area: 63 000 m²

Website: cars.mclaren.com/inside/our-home.html