«El edificio demuestra que es posible producir arquitectura a partir de una situación comercial ardua si se despliega la inventiva y la imaginación», comentó el jurado del Premio RIBA de 1972. Esa «situación comercial ardua» establecía el requisito de proporcionar un lugar de trabajo a entre 750 y 1.000 empleados en un plazo de dieciocho meses con un presupuesto comparable al de las estructuras temporales más económicas. El edificio debía funcionar como sede central temporal de IBM mientras se construía la sede permanente en el solar contiguo. Como muchas empresas en expansión en aquella época, IBM utilizaba una mezcla de alojamientos permanentes y temporales; en algunos puntos, hasta la mitad de los espacios de oficinas eran estructuras prefabricadas y adaptadas. El encargo inicial consistía simplemente en investigar los sistemas disponibles y proponer una distribución del emplazamiento. Pero la respuesta fue un informe que demostraba que, por el mismo precio, IBM podía contar con un edificio permanente de diseño exclusivo acorde a los estándares ambientales y arquitectónicos más elevados. El edificio resultante es una estructura de una sola altura y planta profunda, que agrupa bajo un mismo techo una amplia variedad de funciones que, por tradición, se habrían repartido en diversos edificios. La convención, habitual en la década de 1970, de que los ordenadores debían ocupar un «santuario» aparte se desafió instalando una planta elevada encima de las losas de forjado, estrategia que permitió integrar la sala de los ordenadores en el edificio de oficinas. Al integrar todos los servicios en la cubierta y canalizar el cableado a través de columnas huecas de acero,, fue posible crear un interior capaz de adaptarse rápidamente a la expansión y al cambio. En un principio, el edificio albergó oficinas, ordenadores, instalaciones y un centro de comunicaciones. Pero, con el paso de los años, la configuración de las oficinas se ha modificado, el restaurante se ha trasladado y la sala de los ordenadores se ha ampliado. Los cambios interiores se ha visto facilitados por la posibilidad de ocultar las puertas exteriores que, en algunos puntos, reemplazan a los paneles acristalados herméticos que completan el revestimiento externo. El vidrio de color bronce refleja los árboles y el paisaje circundante, de tal modo que el edificio se fusiona en el entorno, hasta casi desaparecer. Pese a que inicialmente se concibió como un edificio provisional, la capacidad del edificio de responder fácilmente a las necesidades cambiantes ha garantizado su supervivencia a largo plazo más de treinta años después de su conclusión.

Bocetos y dibujos

Construcción

Citas

«IMB nos encargó diseñar un edificio temporal. Y yo me tomé su encargo como un desafío. Tras analizar el coste y el tiempo requeridos para construir una estructura de estas características

optamos por diseñar lo que, a efectos prácticos, era un edificio permanente por el mismo presupuesto, muy bajo, que barajábamos y construirlo en un plazo igual de corto del que nos habría llevado erigir el edificio temporal». Norman Foster, conferencia en Santiago de Chile, 15 de octubre de 1997 «Si he de ser sincero, nunca hemos tenido el lujo de disfrutar de esa visión utópica en la que el cliente aísla un encargo, lo entrega a un equipo de diseño, el cual, en un aislamiento bendito, proyecta un edificio determinado y lo entrega a una constructora para que lo produzca tal cual. La experiencia nos dice que la vida no funciona así. La única constante es el cambio». Norman Foster, conferencia en el simposio del sector de la construcción celebrado en Londres el 15 de mayo de 1980. «En un principio, parece que IBM barajó la idea de que, para conseguir velocidad y buen precio, había que ir

directamente al sector”

que había que abordar directamente al mundo de la construcción, repleto de ingenieros, empresarios sin escrúpulos, cuya mente no está nublada por preferencias estéticas ociosas, empresarios que conocen el mercado como la palma de su mano, etc. etc. De ahí que lo más satisfactorio de este proyecto sea que Foster no solo fue capaz de proporcionar un proyecto mucho mejor que nada de lo que se hubiera podido obtener con una estructura prefabricada y adaptada, sino que, además, lo hizo más rápidamente y con un coste inferior». Lance Wright, The Architectural Review, enero de 1972 «En aquel entonces, lo habitual habría sido que el cliente hubiera creado edificios separados para las oficinas, los servicios y los ordenadores. La idea de incorporarlo todo bajo una cubierta, a modo de paraguas, y disponer de la posibilidad de cambiar la configuración interior estaba basada en el concurso para la Newport School y es un tema recurrente». Norman Foster «Los estudios que habíamos realizado previamente para la escuela mostraban el perímetro del edificio a modo de estructura de celosía, con una pared acristalada retranqueada. En el proyecto de IBM introdujimos el revestimiento de vidrio en el exterior, con un pasillo perimetral en el interior del propio edificio». Norman Foster «El edificio no está disfrazado. Es un cubo de vidrio honesto, claro. Pero, al contemplarlo, uno no ve un cubo de vidrio, sino que se detiene en los árboles de los alrededores y cosas por el estilo. Probablemente esto sea llevar el autoborrado hasta la locura, pero, por otro lado, ha conferido al edificio una calidad de imagen poderosa, la imagen de un edificio en una curiosa inversión negativa que Foster explotaría de manera brillante, en mi opinión, en el edificio de Willis Faber». Reyner Banham, «Más allá de la bicicleta amarilla», conferencia impartida en la University of East Anglia, Norwich, 27 de junio de 1985 «Al aproximarse por carretera, el edificio IBM parece no existir. Lo único que uno encuentra es una duplicación de la realidad; dos zonas de estacionamiento, dos arboledas, un cielo simétrico y al doble de uno mismo… todo ello desvaneciéndose en el infinito». Charles Jencks, A+U, septiembre de 1975

Datos y cifras

  • Adjudicación: 1970
  • Finalización: 1971
  • Superficie: 10 869m²
  • Altura: 2.94m
  • Capacidad: 1000
  • Cliente: IBM (UK) Ltd
  • Ingeniero estructural: Anthony Hunt Associates
  • Supervisor de cantidades: Hanscomb Partnership
  • Ingeniero de M+E: R S Willcox Associates
  • Ingeniero de iluminación: Derek Phillips & Partners

Premioss

  • 'Financial Times' Industrial Architecture Award Commendation
  • Royal Institute of British Architects Commendation
  • Structural Steel Award Citation
  • Royal Institute of British Architects Award
  • R.S. Reynolds Memorial Award
  • Business and Industry Panel for the Environment Award
  • Structural Steel Award
  • Royal Institute of British Architects Award