La academia de Negocios Bexley fue el buque insignia de la iniciativa del Gobierno laborista de creación de centros educativos, iniciada en el año 2000. Normalmente situadas en barrios pobres y desfavorecidos del centro, las academias están financiadas parcialmente por el sector privado y con ellas se pretendía transformar las escuelas que estaban fallando y que dejaban de estar controladas por la autoridad local. Estos objetivos sociales y educativos se han respaldado con un replanteamiento radical del diseño tradicional de centros educativos, que se plasma en la creación de unos edificios abiertos a la comunidad y que hacen hincapié en las materias en las que se especializa el centro. Bexley aplicó la filosofía de los edificios de oficinas del estudio, pionera en la humanización del lugar de trabajo en los albores de la década de 1970, para diseñar una academia de negocios que engendrara una sensación de comunidad y orgullo institucional. El programa de educación hace especial hincapié en los negocios, el arte y la tecnología, y está impulsado, en parte, por los patrocinadores empresariales de Bexley. En el interior del mismo, las distintas materias constituyen el foco de los tres patios interiores rebosantes de luz. En torno a dichos patios se disponen tres plantas de aulas, manteniéndose una conexión visual entre las distintas zonas temáticas y permitiéndose la supervisión natural. En las plantas superiores, algunos de los espacios están abiertos por un lado creando áreas de docencia flexibles y protegidas dentro de un volumen mayor. La temática de los negocios se refleja también en una bolsa de valores en miniatura, con sus pantallas de plasma, que transmite a los alumnos una cierta idea de las operaciones bursátiles, reforzándose así la conexión de Bexley con las torres de Canary Wharf, que se divisan más allá del río Támesis. El pabellón deportivo con muro de escalada, el restaurante, los estudios de grabación y el salón de actos vanguardista pueden utilizarse o alquilarse fuera del horario lectivo, lo que ayuda a forjar estrechos vínculos con la comunidad local. El diseño diáfano y compacto reduce la demanda energética y las persianas motorizadas que revisten las fachadas este y oeste, de doble capa, siguen automáticamente la trayectoria del sol con el objeto de proporcionar unos niveles óptimos de sombra y de luz. Además, la mayor parte de los espacios dedicados a la docencia se ventilan de forma natural. La primera fase, para cuya construcción se utilizaron componentes prefabricados y de acero rápido, se inauguró 12 meses después del encargo, y la segunda un año después.

Bocetos y dibujos

Desarrollo

Cita

«En la antigua escuela no podía hacer los ejercicios de mates

pero en esta es coser y cantar». Alumno

Datos y cifras

  • Adjudicación: 2001
  • Finalización: 2003
  • Superficie: 11 800m²
  • Altura: 11m
  • Capacidad: 1400
  • Cliente: Garrard Educational Trust/Tim Garnham
  • Ingeniero estructural: Buro Happold
  • Supervisor de cantidades: Davis Langdon and Everest
  • Ingeniero de M+E: Buro Happold
  • Consultores adicionales: Harris Grant Associates, Halcrow, Osprey, Montagu Evans, Second London Wall